El K1 es un deporte que tiene sus orígenes en el año 1980 en la ciudad de Osaka (Japón). Sin embargo a pesar de los numerosos combates que llevó a cabo durante esos años su fundador, Kazuyoshi Ishii, empleando cada vez más las reglas del kick boxing, no fue hasta el año 1993 cuando fundó la organización de K1 aconsejado por Akira Maeda. Ese mismo año se celebró por primera vez en el Gimnasio Nacional de Yoyogi el primer K1 World Grand Prix, el evento más importante que tienen en este deporte y por tanto, en el que aparecen los mejores luchadores de esta modalidad.

El K1 es, por tanto, una promoción del kick boxing que nació en el año 1993 en Japón. Este país es en el que más torneos se disputan de este deporte, así como el que más difusión hace del mismo. El K-1 combina técnicas, además del kick boxing de otros artes marciales como el boxeo, karate o taekwondo. Según Iván Marcos Gómez, director y entrenador de K1 en el gimnasio Lao Jia de Cuenca, el K1 surgió como derivado del kick boxing para adaptarlo al muay thai, se pueden utilizar puños, piernas y rodillas, pero no se puede agarrar al pegar. “Por lo tanto es una mezcla en la que se puede ver el golpeo de kick boxing, pero no se trata tanto el combate como en el muay thai” afirma Iván Gómez.

Conociendo las reglas del K1

En esta modalidad de combate se puede pegar con las piernas, las rodillas y puñetazos. Se divide en tres categorías: amateur, neo profesional y profesional. Los combates profesionales están formados por tres asaltos de tres minutos, con un minuto de descanso entre asalto y asalto. En caso de que se trate de un combate en el que se pelea por conseguir un título a nivel nacional, europeo o mundial el número de asaltos asciende a cinco y la duración a tres minutos. En el caso del los combates amateur, las peleas son de dos asaltos, salvo las de campeonato que ascienden a tres asaltos y la duración de cada asalto es de dos minutos y uno de descanso. La protección que lleva cada boxeador también depende de la categoría en la que participe. En el caso de la categoría profesional la protección es dura, es decir vendaje duro como en el boxeo, mientras que en la neo- profesional y amateur vas totalmente protegido y con vendaje blando. “Dependiendo de la Federación estás normas pueden variar y se puede utilizar un tipo de material y otro” señala el director de gimnasio Lao Jia.

En K1 cada combate puede terminar por Knockout o knockout técnico, es decir por la decisión de un jurado o por descalificación. En el ring se encuentran tres jueces, el árbitro y un médico. Los dos últimos tienen la capacidad de detener el juego cuando consideren oportuno. Los tres jueces son los encargados de puntuar la pelea, dando diez puntos al ganador y nueve o menos al que pierde la misma. En caso de empate ambos luchadores reciben los diez puntos.

Si después de disputar los asaltos que indica el reglamento hay un empate, la puntuación anterior del árbitro no cuenta para disputar un asalto extra en el que quien resulte ganador será el que se haga con la pelea. En caso de que en el tiempo extra también se dé un empate será el árbitro el encargado de decidir quién es el ganador según haya observado todo el combate, teniendo en cuenta la fluidez de cada luchador. El combate solo puede acabar en empate, si los dos jugadores acaban lesionados o si ambos caen al suelo al mismo tiempo y no se levantan.

material-de-cerca
Material de entrenamiento K1

Lao Jia, único Club de K-1 de la ciudad de Cuenca

El Club Lao Jia es un club de Boxeo y  Artes Marciales situado en la ciudad de Cuenca que nació en 2010. Desde entonces se han impartido todas las modalidades de deporte marcial, desde las artes marciales chinas, hasta el boxeo, K1 y desde hace 3 años el muay thai. En el caso del K1 en el gimnasio cuentan con un grupo de 15- 20 personas, que van variando en función de los meses, pero generalmente son 20 que se comprenden entre los 13 y los 25 años aproximadamente. De todo el grupo de K1 uno de los datos que señala el director del gimnasio Iván Marcos, es que no hay ninguna mujer que practique este deporte.

Los integrantes del club han participado en un gran número de competiciones deportivas y han sido campeones de España en distintas áreas. Entre los campeones más destacados se encuentra David Soriano, que fue el vencedor de España el año pasado en la modalidad de K1 y también ha sido tres veces campeón de España en otras modalidades como San Da. Otro de competidores en torneos destacados que han salido de este gimnasio es Antón Mihai.  El objetivo de este año, tal y como señala Iván Marcos, es seguir manteniéndose en la misma línea que hasta día de hoy y poder seguir participando en las competiciones que organizan las distintas Federaciones.  El entrenador señala que la mayoría de las competiciones en las que participan son de la comunidad de Madrid y también alguna en Extremadura y Murcia.

La premisa fundamental de este club es el aprendizaje y el esfuerzo tanto físico como mental para intentar llegar lejos. No obstante, las derrotas para ellos no sirven sino para que el deportista consiga superarse en las siguientes competiciones y entrenamientos.

pixelada-grupo
Foto de grupo durante un entrenamiento de K1 en el gimnasio Lao Jia

Lao Jia cuenta con instructores que tienen una larga trayectoria deportiva y que han participado en distintos campeonatos. Destaca Iván Marcos Gómez, instructor de Kick Boxing y K1 que ha ganado varios torneos de España en la modalidad de Wu Shu, así como el Internacional de Ourense. Además, compitió en el europeo de Wu Shu celebrado en Estonia en 2011.

Iván Marcos Gómez, como entrenador de K1 en el gimnasio explica que los entrenamientos pueden ser muy diferentes. Si hablamos de un entrenamiento diario los luchadores trabajan con cuerdas, trabajo de carrera, saltos con combas, movilidad articular y estiramientos. A continuación en una segunda fase de ese mismo entrenamiento ya pasan a los golpeos con compañeros o golpeos al aire. Si se trata de un entrenamiento para una competición, el trabajo será mucho más duro y más específico. “Los entrenamientos de cara a un combate específico también se trabajan teniendo en cuenta al rival, la categoría y los golpes o patadas que se tengan que perfeccionar en cada caso” señala Iván Marcos. Al mismo tiempo, el entrenador afirma que no es necesaria una indumentaria específica para los entrenamientos, simplemente un pantalón corto, camiseta de gimnasio y que estén descalzos.

img_1216
Iván Marcos Gómez explicando a un alumno técnicas de K1

Por último, Iván Marcos señala que el K1 cuenta con pocas ayudas desde la Federación y que para conseguirlas es necesario ser campeón. También el entrenado hace mención a las olimpiadas destacando que las Federaciones de K1 no son lo suficiente fuertes para poder ser un deporte olímpico como es el caso del boxeo y tampoco en las olimpiadas se permiten deportes de tanto contacto directo como el que conlleva esta modalidad.

Antón Mihai, boxeador de K1 de la ciudad de Cuenca

El boxeador conquense Anton Mihai comenzó su andadura en el mundo del boxeo por afición a este deporte.

14517668_1032787370164275_3754037314675180676_n
Anton Mihai. Fuente: Facebook Anton Mihai

Pero lo que desde un primer momento solo era afición paso a convertirse en ganas de luchar, participar y conseguir sus propios méritos. Actualmente Antón Mihai se encuentra en la categoría semi-profesional de K1. “He participado en cinco campeonatos de K1, pero para mí el más importante ha sido el de este año, en Madrid, el Campeonato de UND” (Unión de Deportes de Contacto) el clasificatorio para el mundial de Alemania. El púgil también ha destacado entre sus campeonatos, la segunda posición que consiguió en el Campeonato de Castilla-La Mancha frente al actual doble campeón de España en esta modalidad Diego Mosquera.

Anton Mihai destaca que se encuentra en el mejor momento de su carrera deportiva, ya que durante este año ha participado en los campeonatos más importantes y no ha sufrido ningún contratiempo. Además, el boxeador añade que por suerte no ha tenido nunca ninguna lesión grave que le haya impedido alejarse del ring.

“Mi objetivo es poder llegar a competir en la categoría profesional”

“Mi objetivo es poder llegar a competir en la categoría profesional” afirma el boxeador afincado en Cuenca, quien al mismo tiempo asegura que no recibe ningún tipo de ayuda por parte de la Federación y ha sido el mismo quién ha tenido que buscar otras vías de financiación para llegar hasta donde está ahora mismo.

Ángel Herrero, campeón de K1 de España en dos ocasiones

Ángel Herrero es un joven madrileño que con tan solo 23 años de edad ha conseguido ser Campeón de España en dos ocasiones. Desde que Ángel era pequeño su afición por este tipo de deporte la tuvo clara, ya que con apenas 7 años empezó a practicar Judo, pero su forma de ser y su actitud nerviosa hicieron que con tan solo 13 años comenzara a practicar este deporte, el K1. Fuerza de voluntad, constancia y valentía son las cualidades que Ángel cree que todo deportista que practique K1 debe tener, puesto que si no tienes dichos valores nunca conseguirás alcanzar los mejores puestos.

“A lo largo de mi carrera como deportista empecé en la categoría de K1 amateur en la que disputé varias peleas, dentro de las cuales se encuentra la que para mí es una de  las más importantes de mi vida, mi primer campeonato de España en K1 que gané en el año 2012”

“A lo largo de mi carrera como deportista empecé en la categoría de K1 amateur en la que disputé varias peleas, dentro de las cuales se encuentra la que para mí es una de  las más importantes de mi vida, mi primer campeonato de España en K1 que gané en el año 2012”. Este campeonato tal y como cuenta el deportista consiste en una semana entera de peleas, en las que según el peleador va ganando los combates se clasifica para los siguientes, resultando ganador aquel que consigue ganar todos. Con el paso del tiempo Ángel ha pasado a formar parte de la categoría profesional en la que cuenta con veinticinco peleas en las que ha participado y también el otro de los momentos más felices de su trayectoria, el Campeonato de España Profesional, en el que en este caso solo se disputa una pelea y resultó también ser el ganador en el año 2013.

angel-herrero
A la derecha de la imagen, Ángel Herrero durante un combate. Fuente: Facebook Ángel Herrero

Sin embargo, como todo deportista no todo han sido buenos momentos en su carrera, Ángel Herrero afirma “que es un deporte muy estricto en el que tienes que tener mucha fuerza de voluntad porque el peso es muy importante y por tanto las dietas que debemos seguir los peleadores son muy duras”. Una de las reglas más importantes en este deporte es el peso, es decir, en función del peso que da cada peleador 24 horas antes de disputarse el combate pertenecerá a una categoría u otra. Además aparte de la importancia de cara al combate, también con el peso de cada uno de los  participantes los expertos en este deporte consiguen conocer qué equipo trabaja mejor o peor y si se toman en serio su trabajo. Para alcanzar el peso indicado las dietas que siguen estos deportistas son muy estrictas, libres de grasas, para que poco a poco vayan bajando el peso hasta la semana del combate en la que deben mantenerse. Todo el tema de la alimentación lo lleva a cabo un nutricionista que les indica qué alimentos deben tomar para llegar en la mejor condición física al combate.

Al igual que en la mayoría de deportes que no son el fútbol en España, Ángel destaca que el K1 apenas recibe ayudas por parte de la Federación, y menos en estos momentos en los que la situación económica del país no es la mejor. “En mi caso cuento con ayuda de Nutrisport, una marca de alimentación y el apoyo familiar que me ayuda a poder practicar el deporte que realmente me da la vida”.

 

Reportaje y fotografía realizados por Andrea Braojos y Patricia Cantarero.

The following two tabs change content below.

Andrea Braojos

Latest posts by Andrea Braojos (see all)

Leave a Response