La provincia de Cuenca no es inherente a la bajada de población que se está reproduciendo en muchos municipios y pedanías. La despoblación acecha y las asociaciones que velan por el bienestar de la provincia conquense no se van a quedar parados.

No solo es la despoblación, debido a municipios con alto grado de población sumamente envejecida o la poca habitabilidad y las escasas de personas que residen allí, sino la perdida de turismo, los paisajes naturales, la fauna y la flora, la economía y la riqueza de los municipios. Son los puntos clave que las asociaciones quieren rearmar, mantener y mejorar para convertir Cuenca en un paraje rico y con oportunidades, al margen de una despoblación que cada día es más evidente. Asociación contra la despoblación rural, Serranía Celtibérica o la Asociación de Promoción y Desarrollo Serrano (PRODESE) ya están manos a la obra para evitar la despoblación y sus problemas agregados. Buena cuenta de ello es el lobby firmado por Cuenca, Teruel y Soria para imitar las políticas demográficas de la Unión Europea.

Hablamos con Víctor Alcócer Navalón, gerente de la Asociación de Promoción y Desarrollo Serrano (PRODESE). Víctor nos amplía los detalles de las ayudas y fondos europeos y nacionales y su uso en cuanto al ámbito de la despoblación. También nos acerca la actualidad de los paisajes naturales, la economía y el turismo, así como la función y las metas de PRODESE.

Leave a Response