Oscar Allende, cofundador y periodista de El Faradio, diario digital de Santander, visitó nuestra Facultad para ofrecer una ponencia sobre su experiencia periodística y la idea que después materializó junto a sus compañeros: un medio de referencia en Cantabria que nació con vocación digital y radiofónica, y que hoy en día busca su expansión tras haber llegado a la consolidación después de varios años.

Fundar un medio digital, tanto en nuestro país como en cualquier otro sitio, no es algo fácil. Es necesario contar con una experiencia en el mundo del periodismo para saber qué necesidades se van a cubrir, de qué manera se va a informar y cuáles serán las características que definan al medio. En el caso de Óscar Allende (Hamburgo, 1980) y sus compañeros, fue hace cuatro años cuando decidieron crear un nuevo medio, lo cual les ha costado “mucho trabajo, mucho tiempo y mucha energía”. El equipo de El Faradio ha ganado este año el I Premio de Investigación otorgado por el periódico digital CTXT y la editorial Libros.com. Allende y sus compañeros han buscado desde el primer día informar siempre con una visión más particular y sin olvidar aquellas cosas que en el periodismo generalista no caben.

En su conferencia ofreció algunos detalles del momento en el que se situaba Cantabria, y más en concreto su capital, Santander, para plantearse fundar un nuevo medio digital. Con ElFaradio pretendieron desde un primer momento llevar a cabo labores de investigación para realizar un periodismo de mayor calidad y ha sido en los casos concretos de ámbito local-regional donde han encontrado su nicho de mercado”. El paso que dio Allende ya venía marcado por su trayectoria en medios privados y agencias, donde adquirió una mayor vocación por el periodismo. Fueron muchos los temas que “pasaron por delante de sus ojos” y a los que no se les podía dedicar un espacio, bien por falta de tiempo o porque la línea comunicacional de los medios en los que trabajaba miraba hacia otro lado.

Un momento de la conferencia// J.V.
Un momento de la conferencia// J.V.

La crítica hacia el periodismo existente hoy en día, con altas dosis de publicidad y noticias irrelevantes que buscan la viralidad y la rápida expansión también estuvieron presentes en este encuentro al que acudieron decenas de estudiantes -de varios cursos- de la Facultad. La profesora Ana Serrano, quien organizó la jornada, también quiso intervenir en diferentes ocasiones para hablar de los modelos periodísticos, que están en constante cambio. Ambos coincidían en las puertas abiertas hacia el futuro del periodismo, en la variedad de puntos de vista y en la búsqueda de profundidad.

Allende mostró las opciones que manejó junto a sus compañeros a la hora de decidirse por emprender. Pretendían que El Faradio fuera una “web cañera”, como el propio periodista definió, que mostrara cómo la sociedad cántabra “estaba cambiando”. El debate también se centró en la crisis que sufre el periodismo y sus contenidos, así como sus métodos. El Faradio decidió acoger diferentes áreas temáticas “siempre con un espíritu crítico y dotándolas de un contexto”. La actualidad, ese “pequeño culebrón” que definiría Allende, es la que marca la agenda del medio. Los periodistas que forman el equipo del digital cántabro han puesto también la mirada hacia la investigación periodística, actividad que les ha encaminado a recibir el premio mencionado.

El periodista cántabro asumió desde hace tiempo que hacer periodismo no es nada fácil y tienes que enfrentarte a diferentes retos y problemas. Uno de ellos es la censura o el “cerrojazo”, como ellos denominan. Los creadores de El Faradio antes de la apertura de este medio ya realizaban un programa radiofónico, ‘Buenos Días Cantabria’, que sufrió un cierre inesperado tras cambiar de emisora y que les obligó a interpretar de otra manera el periodismo, con muchas reflexiones posteriores -que también les animarían a lanzarse y crear un medio independiente-. Buscaban la independencia y no la servidumbre a unos intereses políticos, y tuvieron ante sus ojos una de las censuras más sonadas en nuestro país hace apenas unos años y a la que tuvieron que enfrentarse.

Las ganas de cambiar el periodismo y de realizar unos contenidos propios sin tener en cuenta presiones editoriales manejadas por empresas, partidos, etc. hizo hace unos años que naciera uno de los nuevos medios de referencia en la comunidad cántabra y que hoy en día apuesta por mantener esos valores, con la creación de nuevos contenidos, investigaciones y más trabajos que suponen el esfuerzo diario de sus redactores.

The following two tabs change content below.
Pseudoperiodista y músico. Me gusta escribir, y aquí podéis comprobar qué es lo que hago. “Una prensa libre puede ser buena o mala, pero sin libertad, la prensa nunca será otra cosa que mala”. Albert Camus.
Jose Verdugo

Jose Verdugo

Pseudoperiodista y músico. Me gusta escribir, y aquí podéis comprobar qué es lo que hago. “Una prensa libre puede ser buena o mala, pero sin libertad, la prensa nunca será otra cosa que mala”. Albert Camus.

Leave a Response