El deporte aporta más de un 2,5% de la riqueza española y concretamente, el deporte universitario, mueve alrededor de 70 millones de euros, pero cada año se ve más desligada la figura del club deportivo a la del sistema universitario. “Estos datos son muy considerables y nos invitan a tenerlos en cuenta a la hora del diseño de políticas deportivas” aseguraba el pasado mes de junio el director general de Consejo Superior de Deportes, Jaime González Castaño, durante el VIII Congreso Iberoamericano “Economía del Deporte” que se celebró en el Campus de Ciudad Real de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM).

Hace aproximadamente tres años, el deporte universitario español comenzó a vivir una serie de cambios estructurales en cuanto a financiación, puesto que los ingresos públicos se redujeron considerablemente, dando lugar a un modelo basado en aportaciones del sector privado y patrocinios de diferentes empresas. Este modelo fue diseñado por el Gobierno junto al Consejo de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE) y la Fundación de Deporte Joven (FDJ). Pero no es equitativo, según Pablo Rosique Meseguer, director general de deportes de la Universidad Católica de Murcia (UCAM) quien asegura que gracias a esta universidad había sido posible realizar numerosos campeonatos: “El pasado año organizamos 10 Campeonato de España y sobre la situación actual, no hemos notado cambios sustanciales en el grado de implicación por parte del Consejo Superior de Deportes (CSD) en el desarrollo del deporte universitario nacional”.

Cada año, son más los deportistas de élite que representan a España y logran grandes triunfos situando al país en el pódium en multitud de modalidades. Pero la inversión en materia de deporte universitario no avanza en paralelo al esfuerzo y méritos que consiguen los deportistas. Apenas un 0,6% de la financiación que el gobierno destina al deporte español va dirigido al sistema universitario, teniendo en cuenta tanto universidades públicas como privadas, atendiendo a datos del CSD. Esto supone menos de 50 millones de euros anuales. Atendiendo a multitud de solicitudes, los Presupuestos Generales del Estado, han incluido estos dos últimos años un presupuesto destinado al apoyo del deporte universitario para la organización y participación de los deportistas en los Campeonatos Universitarios con un total de 200.000 euros.

Por universidades, la Universidad de Sevilla (57.426 estudiantes) y la de Barcelona (50.915 estudiantes) son las que más invierten en esta modalidad con 3,9 y 3,2 millones de euros respectivamente y, a la cola, se sitúa la Universidad Camilo José Cela (3.500 estudiantes) con una inversión deportiva de 45.200 euros. En el caso de la Universidad Castilla-La Mancha (31.460 estudiantes), según la partida de deporte universitario de los presupuestos del año 2016 se invierten 180.000 euros. En términos relativos, mientras la Universidad de Sevilla destina en materia de deporte universitario 68,08 euros por estudiante, la Universidad de Castilla-La Mancha invierte 5,72 euros por alumno.

Presupuestos 2016 en materia de deporte Universidad de Castilla-La Mancha
La élite de la UCLM

“Económicamente yo no recibo ni he recibido nada, pero personalmente sí me han ofrecido flexibilidad en los horarios considerando mi deporte a este nivel como profesional”, aseguraba Estrella Serrano, estudiante de Educación Primaria en el Campus de Cuenca de la UCLM. Serrano es jugadora de Rugby Femenino, pero juega en Madrid, en el equipo Olímpico de Pozuelo, actual campeón de la División de Honor Iberdrola de rugby femenino, ya que  en su ciudad natal, Cuenca, no hay liga femenina. Este año está disfrutando de una beca Erasmus+ en México, y según explica, se siente “muy feliz, con ganas de viajar y conocer gente que no sea del mundo del deporte”. Estrella compaginaba sus estudios con los entrenamientos, concentrando todas sus clases en los tres primeros días de la semana y desplazándose a Madrid para sus entrenamientos durante el resto de los días. Hablando sobre las diferencias entre España y Latinoamérica, comentaba la gran importancia que se le da al deporte universitario allí, en México, donde el equipo masculino de futbol de su universidad está en primera división “Club de Fútbol Lobos de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla”.

Físicamente es duro pero las personas que encuentras te dan fuerza dentro y fuera del campo

 

Estrella Serrano tras ganar el europeo 2016 | Fuente: UCLM

Es muy difícil comparar un país como España con Estados Unidos, no solo por el número de habitantes y el capital económico disponible, sino también por la diferencia cultural que existe entre ambos. En el caso de Estados Unidos, los deportistas de élite forman parte de sus universidades, siendo becarios de las mismas por seguir compitiendo a gran nivel y conseguir ser deportistas de elite a través del sistema educativo. Por una parte, España prioriza los estudios antes que el deporte, pero cada vez son más los deportistas que tienen claro que su futuro está en la pista e invierten todo su tiempo, esfuerzo y ganas en cada entrenamiento y competición. Un ejemplo de esto es Ángel Ronco, estudiante de Educación en el Campus de Toledo de la UCLM, quien se proclamó campeón de 10.000 metros lisos en el Campeonato de Deporte Universitario Español la pasada edición disputada en Cartagena. Entrena en su pueblo, Bargas, y tres días a la semana se desplaza a Madrid para completar sus entrenamientos en el CAR (Centro de Alto Rendimiento del Consejo Superior de Deportes). El 6 veces campeón internacional con la selección española valora el agradecimiento que expresa la UCLM con los deportistas pero echa en falta “algún tipo de ayuda para los deportistas, sobre todo para poder compaginar los estudios con los entrenamientos”.

Angel Ronco en el podium del campeonato de deporte universitario | Fuente: deportes UCLM
Ayudas para deportistas

El de Bargas es uno de los deportistas de élite subvencionados por el Gobierno de Castilla-La Mancha con una beca CLAMO, la cual asciende a los 2.500 euros cuando el deportista en cuestión “haya  conseguido puestos entre los diez primeros en la clasificación oficial de la Federación Española correspondiente”, según se explica en el Boletín Oficial de la Provincia de Cuenca. Pero como él, hay 211 deportistas (no todos ellos universitarios) que han sido becados por la Consejería de Educación, Cultura y Deportes de Castilla-La Mancha de 31 modalidades deportivas diferentes. Las mayores  ayudas, de 8.000 euros cada beca, han sido para el triatleta David Castro, la karateka Sandra Sánchez y el piragüista Paco Cubelos, todos ellos clasificados entre los tres primeros del mundo en sus respectivas especialidades. Y tras ellos, los palistas Isabel López Pinós y Pablo Toledo  (1.500 euros cada uno), y el nadador Alfonso Pérez (1.000 euros), todos ellos conquenses y estudiantes del campus universitario de la ciudad.

Con estas ayudas, el gobierno regional pretende que “les sirvan de apoyo y reconocimiento a su trabajo por la superación personal, que nos ayuden a transmitir los valores inherentes a la práctica deportiva como valor educacional unido al deporte y con ello sigan siendo abanderados de los éxitos deportivos de Castilla-La Mancha”, explicó Juan Ramón Amores, director general de Juventud y Deporte de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, al darse a conocer la resolución de estas ayudas para el año 2017. La UCLM, por su parte, también se compromete con los deportistas “haciéndose cargo de los costes que suponen los Campeonatos Universitarios y convocando becas de colaboración en las que se prioriza a aquellos deportistas que estén compitiendo a nivel federal” expresa Fermín Cañizares, responsable del servicio de deportes de la UCLM en el Campus de Cuenca. También comentaba Cañizares la implicación que está teniendo este curso el rectorado con los deportes regionales, patrocinando al equipo de balonmano “Ciudad Encantada” en el caso de la capital conquense.

Además la Universidad de Castilla-La Mancha se sitúa por encima de la media de universidades españolas, tanto públicas como privadas, en materia de investigación, según el U-Ranking elaborado por la Fundación BBVA y el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (Ivie), entre las que destaca la investigación de Asier Mañas, quien ganó el galardón por parte del Colegio Europeo de Ciencias del Deporte. Su investigación se basaba en un estudio que garantiza que la actividad física favorece el envejecimiento saludable. Dicho reconocimiento le convierte en el español más joven en recibir el premio. Tras conocer estos éxitos por parte de miembros de la universidad castellano-manchega, la vicerrectora de Cultura, Deporte y Extensión Universitaria de la UCLM, María Ángeles Zurilla, expresó su “satisfacción por los logros conseguidos durante este año 2017 y aseguró que continuarán invirtiendo en deporte y desarrollo”.

El deporte no es solo una forma recreativa y de ocio sino que contribuye a una mejora física, aumenta el rendimiento académico de los estudiantes, fomenta los valores y el trabajo en equipo. “Personalmente el esforzarme en los entrenamientos y competiciones ha hecho que también me esfuerce en los estudios para que me resultase más fácil”, explicaba contundente Ángel Ronco. Por su parte, Estrella Serrano, recordaba todo lo bueno que le ha traído el deporte y todo lo que está viviendo en un país como México, lo que le da más argumentos para luchar porque su universidad, la UCLM, ocupe el lugar que merece en materia de deporte y siga implicándose con los estudiantes, tanto como lo hacen ellos en cada entrenamiento y competición; “lo bueno de todo esto y la razón por la que seguí compitiendo es el mundo del rugby, que por lo general te devuelve el doble de energía que le pones”, concluía la deportista conquense.

The following two tabs change content below.

Leave a Response