Fran Loriente es el cofundador de ideavinos.com, labor que comparte con su socio Nacho García. Dicha empresa, nació en 2011 con el objetivo de comercializar con vinos a través de internet. La sociedad, situada en la localidad conquense de Tarancón, ya cuenta con más de 2.500 vinos en su catálogo al cual acceden clientes de todas partes de España, pero también de Europa. Este año ideavinos.com ha conseguido una facturación de 420.000 euros, siendo el 15% procedente del continente europeo.  Fran Loriente ha participado en el V Seminario “De las relaciones públicas a la comunicación corporativa” y ha advertido a todos los presentes sobre la importancia que tiene una buena comunicación dentro de una empresa.

Pregunta: Ideavinos.com es el quinto portal más grande de vinos en internet y contáis con clientes por toda Europa. En ese año y medio que estuvisteis para crear la página web Nacho García y tú, ¿Pensabais que ibais a conseguir llegar a ser una empresa de ámbito global?

Respuesta: Desde luego que no. Los dos somos unos enamorados del vino y de internet, pero no pensamos en eso. Fue un proyecto en conjunto, mi socio ya tenía una web y decidimos hacer una página más grande. Actualmente nuestra idea es mantenernos entre los cinco portales más importantes del país. En tráfico de internet lo estamos, pero en ventas lógicamente no, pues hay páginas muy importantes y más longevas. Algunas empresas comenzaron con 2.200.000 euros de inversión, mientras que nuestro proyecto se creó con 20.000 euros. No esperábamos este alcance, pero el tiempo te implanta pautas, conoces gente, nuevos productos y vendes de maneras distintas. Tenemos el objetivo de llegar a ser uno de los tres portales más grandes de España, por lo que aún nos queda mucho recorrido.

P: Has dado el consejo de diferenciarse como empresa para tener un mayor éxito, ¿en qué se diferencia ideavinos de la competencia?

R: Nosotros llegamos en momento de crisis al sector online. Empezamos a trabajar en 2011 y ya teníamos relación con muchos distribuidores que, con el tema de la crisis, se habían quedado con muchos vinos “enganchados”, es decir, no habían vendido todos sus productos. Gracias a esto, nosotros disponíamos de añadas, más o menos viejas, de una marca, mientras que los competidores tenían ese mismo producto pero de una añada actual. Vimos que eso era un filón y todo el vino que encontrábamos en España con añadas antiguas lo sacábamos en nuestra web.

Ideavinos contaba en 2011 con un catálogo de 620 vinos, actualmente disponen de 2.500.

A día de hoy esos productos ya no los tenemos, pero estamos haciendo una especie de acopio. Adquirimos vinos de hoy en día para que dentro de cuatro años, cuando cambien las cosechas, no los tengan nadie, solo nosotros. Es una especie de fondo de inversión que tenemos con dos empresas. Por eso vamos a intentar que cuando en un futuro alguien quiera esa añada con mejor ‘boca’, solo puedan encontrarla en nuestra web.

Por último, tenemos un catálogo muy amplio, unos 2.500 vinos y en junio intentaremos llegar a los 3.000. Cualquiera que quiera buscar un vino de este país lo puede encontrar en ideavinos. Además, subimos los productos a la web más rápido que otros portales ya que somos más prácticos, llamamos a la bodega y al distribuidor y se acabó. Es la ventaja al tener una estructura de una empresa pequeña, pero también nos permite tener una comunicación directa con los clientes, por llamada o correo electrónico en muchas ocasiones.

P: ¿Qué es lo que ha fallado a la hora de trabajar con Criteo y su forma de remarketing para no tener ninguna rentabilidad con 3.200 euros de inversión? ¿Volveríais a utilizar este método de marketing?

R: Con este tipo de plataforma creo que no trabajaremos más, es una manera de que se vaya el dinero. Tú pones el capital, los límites, las pujas, lo clics, pero si sabes que vas a tener 10.000 clics y te vas a gastar a 20 céntimos por clic no es buena inversión, es tirar el dinero. Técnicamente esta idea está bien, pero realmente salen perdidas, no es rentable. Yo siempre he sido de la opinión de coger ese dinero y mandar a nuestros usuarios los productos sin gastos de envío, pues son clientes que ya los tienes y debes intentar fidelizarlos para el futuro.

P: Muchas empresas se copian de la información que suministráis desde ideavinos, ¿Qué medidas tomáis en estos casos?

 R: En el caso de que nos copien nos ponemos en contacto directamente con ellos y se lo decimos claramente. Somos competidores, pero si nosotros preparamos nuestros textos y ocupamos nuestro tiempo en ello, no nos tendrían que copiar. No es una cuestión ni de orgullo ni de trabajo, es técnica, pues Google nos penalizaría a los dos a la hora de buscar los contenidos. Nosotros nunca hemos copiado, vemos comentarios, estructuras, definiciones, pero nunca plagiamos.

Fran Loriente durante la entrevista // Fuente propia.

P: Vuestros competidores aparecen en prensa, radio o televisión, ¿Por qué apostáis por un modelo único e independiente de comunicación en vuestra empresa?

R: Si otro portal más grande tiene dos millones de presupuesto puede comunicarse por varios soportes, hace muchísima publicidad donde sea, pero nosotros no. Nos tenemos que amoldar al presupuesto que tenemos. Comunicamos todo por plataforma online porque se puede medir todo, ya sean las estadísticas, las visitas o la rentabilidad de la acción, por lo menos esta debe ser fructífera. Con este método conoces el verdadero impacto en los usuarios. Toda la comunicación que no sea vía modo online no la contemplamos.

P: Vuestra página no es muy activa por las redes sociales y solo la tenéis de modo presencial, ¿Conocéis realmente el impacto que puede tener una empresa por las redes sociales? ¿Contempláis en un futuro disponer de un community manager?

R: Conocemos la importancia, pero para eso se necesita recursos. Está claro que si tienes muchos recursos puedes crecer en esos aspectos, para eso hay que ganar más dinero. Si todos los meses fuesen como noviembre y diciembre y no como enero, febrero o marzo, que estamos en un equilibrio económico, pues dispondríamos de esa persona. A día de hoy es muy difícil que ideavinos cuente con una persona encargada en las redes sociales, solo somos cuatro personas.

P: ¿Cuál es la importancia de tener una página web actualizada y bien diseñada?

R: Es fundamental. A día de hoy las ventas online nos están bajando porque la mayoría de tráfico que tenemos es mobile con un 70%, mientras que desde el ordenador solo es el 30% restante. Todo el mundo tiene un Smartphone con cobertura buena y navega constantemente.  No estamos convirtiendo ese tráfico en ventas ya que el responsibe, que es la adaptación de la web a diferentes dispositivos, no lo tenemos bien hecho porque al empezar con nuestro proyecto no existía en los dispositivos. Al día de hoy existe y ya lo tenemos en marcha para poder mejorar esa comunicación.

Ideavinos ha contado con cuatro diseños web diferentes en tan solo seis años.

P: Conociendo este problema y el éxito de los smartphones, ¿no habéis pensado en crear una aplicación para los usuarios?

R: La tuvimos en su momento y era muy buena. El usuario escaneaba el código de barras del vino y nos lo mandaba, si lo teníamos en la página web le mostrábamos toda su información e incluso lo podían comprar. Nos llegaba tanta información, unas 150 peticiones cada fin de semana, que teníamos que dedicar mucho tiempo a maquetar toda esa información para el usuario. Finalmente, cuando cambiamos a la tercera versión de la página web, la base de datos de la aplicación no se entendía con esta nueva estructura. Modificar y remplazar esta aplicación nos suponía un coste muy elevado y decidimos no hacerlo.

P: Por último, con el peso que existe actualmente con la imagen y el sonido, ¿qué importancia tiene que una empresa utilice lo audiovisual para comunicarse con sus clientes?

R: El vídeo es un ente de comunicación espectacular, la gente consume mucho de este contenido, en cualquier lado y momento. Los vídeos aporta mucha información en poco tiempo y eso es muy importante. En nuestro ámbito lo único que se podría hacer son catas de vinos, pero se necesitaría mucho tiempo.

En la fotografía si podemos entrar. Si la botella es atractiva, una buena imagen puede hacer que el usuario quiera comprarla, abrirla o probarla. Esa es la transmisión que nosotros queremos tener a la hora de mostrar nuestros productos, queremos dar más pie a la imagen que al texto.

Leave a Response