El pasado 14 de Septiembre, tuvo lugar la clausura de la primera edición del Curso de verano «El periodismo deportivo en los medios de comunicación: de la información al espectáculo en el fútbol». Matilde Martínez, jugadora del Fundación Albacete Nexus, estuvo presente en la mesa redonda que cerró el evento junto a otras personalidades como Ginés Melendez, Javier Alberola Rojas, Joaquín Caparros y Carlos Marchena. En dicha ponencia, «Mati» dio su visión sobre el tratamiento del deporte femenino en los medios de comunicación y dejó claro su amor por la práctica del fútbol.

Matilde Martínez, más conocida en el fútbol como «Mati» (Honrubia, Cuenca, 1988) , llegó a la cantera del Albacete con tan solo 14 años y comenzó a disputar sus primeros encuentros con el equipo femenino. Sin embargo y a pesar de los esfuerzos que tuvo que hacer durante su adolescencia para compaginar sus estudios con la práctica del fútbol, «Mati» no desistió hasta cumplir su sueño: jugar en Primera División con el Albacete, el equipo de su vida.

Hace tan solo cuatro años, el club manchego conseguía el ansiado ascenso a la categoría de oro del balompié femenino. En la actualidad, acaba de arrancar su quinta temporada consecutiva en la Liga Iberdrola. Cabe destacar que, en todas ellas, «Mati» ha sido el eje en el centro del campo del conjunto blanco y afronta su decimosexta temporada en las filas del Fundación Albacete Nexus. Sin embargo, el ascenso meteórico de un club tan humilde ha venido de la mano con un fútbol femenino cada vez más profesionalizado.

Pregunta: ¿Crees que los medios de comunicación le dan una buena cobertura a los demás deportes aparte del fútbol?

Respuesta: «Es cierto que se genera mucha polémica con el fútbol, pero sí, los medios locales, por lo menos allí en Albacete si que hablan de atletismo, de ciclismo, van a las escuelas… El problema es que los grandes medios privados y nacionales no le dan quizá ese empujón que necesita el deporte minoritario».

Pregunta: ¿Los medios de comunicación tienen parte de culpa de la violencia que se genera en el mundo del fútbol?

Respuesta: «Es lo que se ha dicho muchas veces, pero lo que pienso es que, al fin y al cabo, al periodista le están pagando. Puede hacer un buen artículo y que le digan: mira esta noticia no me vale porque ahora mismo se está hablando de otro tema. Lo que tenemos que hacer entre todos es protestar y sacar a la luz que hay muchas cosas más aparte de la mediatización de la violencia. Tenemos que fomentar los valores base que es lo que realmente importa».

Pregunta: ¿Cómo ve la situación del deporte femenino en los medios de comunicación?

Respuesta: «Creo que el deporte femenino va a más, incluso creo que estamos como haciendo un esperpento de ello, porque muchas veces se incluye a la mujer como una manera que no es natural. Nosotras lo que queremos es que se nos normalice. No queremos ser más que el deporte masculino ni que se hable más de nosotras. Queremos que se vea como un deporte normal, que es tan válido y mediático como el de ellos. No quiero ni cobrar millones ni salir todos los días en prensa pero que se me de el reconocimiento que merezco».

«Queremos que el deporte femenino se vea como un deporte normal, que es tan válido como el masculino»

Pregunta: ¿Cree que si al deporte femenino se le quitase esa etiqueta de «femenino» y se hablase de deporte en general, sin diferencia de sexo, sería beneficioso para su normalización?

Respuesta: «Yo creo que sí, que nos haríais un gran favor porque ahora mismo se nos ensalza más como «mira las chicas han jugado en x sitio»… No se profundiza tanto en la parte deportiva como en el deporte masculino y creo que se debería hacer».

Pregunta: ¿La cobertura de los medios hacía el deporte femenino cree que seguirá creciendo o en algún momento se estancará?

Respuesta: «Hay que ser realistas y creo que el nivel de la mediatización del masculino nunca lo vamos a alcanzar, ni en el fútbol ni en ningún deporte minoritario. El deporte femenino poco a poco si que esta levantando cabeza pero nos queda muchísimo camino. En los medios locales quizá se de mucha más importancia, sobre todo en Albacete, que es una ciudad en la que le gusta mucho el fútbol a la gente y ahí si que se nos oye un poquito más. Pero, en general, creo que el fútbol masculino es el que manda y nos va a costar cambiarlo»

«Aunque el deporte femenino está creciendo, nunca alcanzaremos el nivel de mediatización del masculino»

Pregunta: Cambiemos de tercio y hablemos ahora del plano deportivo. Como has dicho, llevas toda la vida en el Albacete, ¿cómo se ha vivido desde el club la profesionalización del fútbol femenino?

Respuesta: «Allí nunca ha habido dinero ni para el masculino cuánto ni menos para el femenino. Todos los veranos se especulaba con la desaparición del equipo femenino, pero al final hacíamos fuerza e incluso un año tuvimos que hacer hasta protestas en la calle y pedir el apoyo de los medios de comunicación. Lo que sobraba siempre era lo que no daba dinero. Nos ha costado bastante y gracias a dios, tenemos un patrocinador muy fuerte como «Nexus», que lo es porque el dueño de la empresa es el padre de una jugadora, de Miriam Costa. Yo creo que sin su apoyo jamás hubiésemos llegado a Primera División. Además, la nueva directiva que ha venido al club, Skyline, si ha fomentado mucho el fútbol femenino y poco a poco, se nos va a tratar como nos merecemos.

Pregunta: ¿Cree que el Albacete tiene una estructura lo suficientemente importante como para que, en un futuro, sus jugadoras puedan vivir exclusivamente del fútbol?

Respuesta: «Lo veo muy difícil porque hay equipos en Segunda División que están cobrando más que nosotras, así que de momento yo creo que no, pero quien sabe si empieza a generar y meten dinero de otras partes a la Liga Iberdrola puede que sí, pero de momento lo veo muy crudo.

«En ningún momento me plantee dejar el fútbol aunque no me saliese rentable»

Pregunta: ¿Has llegado a pensar en dejar el fútbol alguna vez porque no te salía rentable económicamente?

Respuesta: «La verdad es que no, porque a mi lo que me gusta es jugar al fútbol. He tenido muchas ofertas y gracias a dios las he podido denegar porque yo soy muy cabezona y quería jugar con mi equipo de toda la vida y ascender a Primera División. Además, he contado siempre con el apoyo de mis padres que, a pesar de no ser ricos, tenían los dos trabajos y me podían costear la vida en Albacete. En ningún momento he pensado en dejarlo ni lo voy a pensar.

Leave a Response