El VI torneo de Pádel “Ciudad de Cuenca” celebrado los días 29 y 30 de septiembre en la capital conquense ha despertado el interés de multitud de aficionados. El pádel es un deporte que favorece la colaboración y ensalza la importancia de trabajar en equipo para lograr la victoria.

Las instalaciones de Nuevo Tenis han acogido esta actividad, que se encuentra dentro del Circuito de Diputación de Pádel. Se trata de la última fase regular, dicho circuito se cierra con un máster final que se celebra el 21 de octubre en Padelea. Uno de los aspectos más novedosos de este encuentro ha sido las diferentes categorías con las que ha contado, una masculina, una femenina y otra mixta.

Un torneo entretenido, sociable y asequible, para todo tipo de público, con un precio de inscripción de 10 euros por persona, incluyendo bebida y fruta. El buen rollo y el compañerismo estaban presentes en cada minuto de juego, pasando a un segundo plano la rivalidad existente. Respecto a los partidos, algunos se resolvían con facilidad y otros con unos resultados bastante ajustados, que se alargaban más dependiendo de qué equipo consiguiera ganar el set. Paso a paso iban cayendo las parejas vencidas, dando lugar al avance de los ganadores que se acercaban cada vez más a la final, una vez disputada, el primer puesto se lo llevaron Patricia Pérez Moneo y Ana Martínez, al igual que Ernesto Bermejo y Pablo Alcalde.

Tras entrevistar a dos de los finalistas del torneo en la categoría masculina, hemos podido conocer de primera mano cuales son sus impresiones acerca de este tipo de torneos, qué los lleva a participar en ellos y por qué motivos practican este deporte.

Uno de ellos es Alberto De Marco, lleva 6 años jugando al pádel y afirma haber participado en varios torneos, “cuando hay un torneo nos apuntamos, siempre es en pareja, vas cambiando depende de la disponibilidad de la persona”. Cuando existe la categoría mixta, juega en esta, pues le parece bien que se incluya en los torneos, y por supuesto solo juega por hobbie, no profesionalmente. Acerca de la preparación física para este evento ha comentado que juega un par de partidos a la semana, sin ningún entrenamiento específico. Además, asegura que lo que más le gusta de esta clase de actividades es el ambiente de los comentarios cuando están jugando los amigos “¡ah mira lo que ha fallado!, eso es lo mejor, los piques” comentaba entre risas.

Jugadores observando un partido de la categoría masculina.

Otro de los participantes, Sergio González explica que el pádel es un deporte para todas las edades, para todo el mundo, “Es decir aquí puede jugar una persona de 40, de 60 a una de 5 años que acaba de empezar, es entretenido, es una hora y media, y por lo tanto puede jugar cualquier tipo de persona, por eso este deporte se va haciendo grande, porque puedes venir con tu hijo, con la familia, y echar un buen rato, yo creo que está subiendo por eso”. Lo que sin duda queda claro es que se trata de un deporte muy social, tal y como mencionaba Sergio, “Hay veces que juegas un torneo mas serio que otro, pero lo importante es estar con los amigos”.

– ¿Con qué te quedas de este torneo? ¿Qué ha tenido de especial?

-Al ser el torneo de la diputación, te quedas con que es en casa, además de venir siempre a un club que lleva de toda la vida, que es el primero donde jugamos al pádel, al tenis, siempre es especial jugar en este club.

– ¿Cuántas personas han participado?

-Nosotros somos cinco parejas en la categoría masculina, ahora hay poca gente porque ha pillado una época complicada, con la vuelta al cole y los niños, igual que en la categoría femenina que también hay cuatro o cinco parejas, así que hemos sido pocos esta vez.

-En general, ¿Cómo valorarías la participación? ¿Sigue la gente apostando por el pádel?

-Si, si totalmente, la gente aquí está muy enganchada al pádel, tu vas a jugar cualquier día a algún lado y no hay pistas libres, todo el mundo juega, a la gente en Cuenca le gusta el pádel y ahora en invierno pues se notará más.

Acerca del debate que existe actualmente sobre los dos grandes deportes, González no cree que el pádel le esté comiendo terreno al tenis, ya que “son totalmente opuestos, no tiene nada que ver uno con otro, pero por el hecho de jugarse con pala se tiende a comparar”. Él también ha jugado al tenis, pero sin asistir a clases ni nada parecido, simplemente como hobbie, igual que al pádel.

Arbitro anotando los resultados del partido finalizado.

El árbitro y uno de los organizadores del torneo, Samuel Martínez, comenta que la asistencia no ha sido muy grande porque la gente busca hacer quedadas sociales y entretenerse que jugar de una manera más seria. “El pádel es muy social y la gente se juntan sobre todo para jugar grupos de amigos, tanto hombres como mujeres, y también mayores, pero cuando se organiza algo así más oficial se echan un poquito para atrás”.

El deporte de moda

Una de las jugadoras de la categoría femenina, Ana Martínez, asegura que una de las características que más atractivo lo hacen es la sencillez que lo envuelve, “es fácil de jugar, no necesita preparación”. Lleva jugando cinco años, siempre lo hace en pareja, afirma “el pádel se ha puesto de moda y a la gente le ha dado por él”. Por otro lado, se alegra de que se incluya tanto la categoría femenina como la mixta en este tipo de competiciones y que se les de su sitio a las mujeres que participan.

Las claves del boom del pádel: es fácil de jugar, es de bajo coste, no es muy exigente físicamente y fomenta las relaciones sociales.

Este deporte presenta un imparable crecimiento y cada vez son más los que lo practican, pero ¿A qué se debe? A continuación, pasaremos a explicar algunos de los factores claves que han provocado este aumento, se comenta que el gran perjudicado es el tenis, que está perdiendo licencias año tras año.

  • Precio: resulta barato practicarlo, se puede comprar una pala y un calzado adecuado por treinta euros cada cosa, y alquilar una pista de pádel ronda los tres o cuatro euros por persona.
  • Fácil de jugar: es sencillo, basta con pelotear un poco y coger practica devolviendo la bola.
  • Relaciones sociales: Después del partido viene comentar las jugadas, y para ello que mejor que ir a tomar la típica caña o refresco postpartido.
  • No exige mucho físicamente: es habitual ver a personas de alta edad jugando y de manera adecuada, debido a que se practica en pareja y se permite el toque con la pared, por lo que no hace falta correr mucho.

Las reglas de esta actividad deportiva no son para nada difíciles de entender, los partidos pueden ser a tres o cinco sets, aunque mayormente en torneos se juega a 3 sets. La duración suele ser de una hora y media (al mejor de tres sets). Al principio se permite pelotear como calentamiento unos 5 minutos y una vez que da comienzo el partido no hay descanso entre juegos, salvo al final de cada set que se dispone de dos minutos. Los saques son rápidos y no deben exceder los 15 segundos. Los puntos siguen el tanteo de 15, 30, 40, ventaja/y o iguales.

En conclusión, se puede decir que el pádel es un deporte joven, fresco, popular y que avanza con fuerza en el mundo deportivo. Sin duda alguna, en los últimos años ha aumentado de manera notable la participación. Se trata de una actividad amena y entretenida que, sin marcar un límite estricto de edad, permite a los que lo practican divertirse, hacer deporte sin que suponga demasiado sacrificio y pasar tiempo con tus amigos. Todas estas razones mencionadas anteriormente hacen del pádel una combinación perfecta.

The following two tabs change content below.

Leave a Response