El bádminton español vive la época más dorada de su ignorada historia, sólo hay que ojear los periódicos tantos deportivos como generalistas para observar el crecimiento de este deporte. En un deporte dominado por los países asiáticos, veáse los ganadores de esta disciplina en los JJ.O . Varios deportistas españoles están labrándose un nombre, ocupando los titulares deportivos del día en los medios de comunicación, hecho que era impensable hace unos años. Aunque el bádminton nacional ha cosechado éxitos a nivel internacional, el presupuesto destinado por el gobierno en el 2014 fue de 467.759 euros, un 16% más que el ejercicio anterior, pero por debajo de deportes de raqueta como el tenis.

La sombra del tenis como el deporte de raqueta por naturaleza es alargada, hacía inimaginable que en solamente una década, el bádminton español alcanzaría una cuota tan alta no sólo en Europa sino en el mundo. Según datos del Consejo Superior de Deportes, el número de deportistas federados en bádminton ha subido progresiva pero de forma paulatina año a año. Siendo el 2011 el año con más federados, con un total de 7.008 personas federadas, un millar y medio más que el primer año del que se poseen datos. A nivel territorial todas las regiones cuentan con una federación de bádminton, lo que demuestra la progresión de este deporte en el país.

Presente con mucho futuro
Carolina Marin // TSportsasia

El bádminton español disfruta en la actualidad de dos de las raquetas con más talento del panorama mundial. Hace ocho años era inimaginable que Pablo Abián y Carolina Marín se convirtiesen en referentes a escala mundial de este deporte. Juntos han conseguido que el bádminton, con tan poca tradición en nuestro país, goce de una buena reputación. El tenis ha sido históricamente el deporte de raqueta por excelencia en España, pero lo que parecía una utopía para los practicantes del bádminton, se está convirtiendo en una realidad. La notoriedad que se ha logrado, proviene aparte de la salida a la esfera pública tanto de Carolina como de Pablo, como ya hemos apuntado, de la gran apuesta por parte de los clubes por relanzar este deporte, sufren las pocas ayudas que reciben tanto los clubes como las distintas federaciones regionales.

El caso de Carolina Marín es único en Europa, gracias a su trabajo y esfuerzo, se ha proclamado con tan sólo 22 años campeona del mundo por dos veces en un deporte dominado por los países asiáticos. La deportista onubense, con pocos medios a su alcance ha superado con maestría y eficiencia los retos y barreras para llegar a lo más alto. Ella ha superado con creces las expectativas antepuestas y derribando la escasa práctica del bádminton que hay en España. Por ello Carolina se constituye como el espejo en el que deben mirarse los que empiezan en este deporte, demostrando que con muy poco se puede todo lo que se ponga por delante.

Una gacela entre leones, de forma tan sabanera, presentamos al badmintonista Pablo Abián, oro en los Juegos Europeos de Bakú y se presenta como el capitán de la resistencia europea frente al  gigante asiático. El bibilitano busca hacerse un hueco entre las mejores raquetas del panorama mundial y porque no ser uno de los 32 badmintonistas que disputen los próximos JJ.OO de Río de Janeiro. La relación del deportista aragonés con el bádminton conquense es cercana, ya que según nos ha comentado el Club Albatros de la capital conquense, en palabras de su presidente, Agustín Jiménez, «los lazos que nos unen con Pablo son estrechos». Jugadores del club Albatros formaron parte de un programa de actividades relacionadas con este deporte, cuyos resultados configuraban una tesis de Pablo Abián, sobre los efectos de la cafeína en el bádminton.

Situación del bádminton desde dentro

Quizás algún día gocemos en nuestra provincia de algún Pablo o alguna Carolina, ese sueño es el que persiguen los jugadores del Club de Bádminton Albatros. El club Albatros es el representante de la provincia en el deporte de la raqueta y el volante, un escenario que permite a los más jóvenes labrarse un futuro en el bádminton. El equipo compite a nivel regional y nacional en distintas categorías, cosechando triunfos de gran importancia. Cuentan en sus filas con el campeón provincial sub15 que este año participará a nivel nacional en varias pruebas y el Nº1 del ránking regional de veteranos durante dos meses. El presidente del Club Albatros, Agustín Jiménez aclara que “el número de jugadores de club ha ido aumentado de forma progresiva año a año”, asimismo afirma que “los jugadores más veteranos están siendo el soporte más fuerte”.

En el apartado de ingresos el club obtiene el dinero mediante el pago de cuotas, la aportación de la diputación y su patrocinador principal, Globalcaja. Los gastos del club se reparten en entrenamientos, fichas de los jugadores, viajes y federación de sus jugadores (el 90% de los jugadores del club se encuentran federados en este momento). Además de dedicarse a la formación de jugadores, el club organiza varios eventos como el Torneo de Ferias y Fiestas de San Julián, campeonatos de Deporte Base en colaboración con la Junta, concentración provincial de bádminton junto a la Diputación Provincial y dos pruebas del circuito regional. El club no solo forma a los jugadores de su club, si no que ayuda a que jóvenes talentos de la provincia, que se dedican de manera amateur al bádminton, tengan una oportunidad de forma más profesional y competitiva.

Partido de dobles de bádminton / J.C
Partido de dobles de bádminton // J.C

El problema del bádminton regional reside en  la inexistencia de pruebas por debajo de la categoría absoluta, esta categoría enfrenta a jóvenes de 13 años en adelante, por ello los más jóvenes no compiten demasiado o lo hacen contra personas superiores a su nivel. El presidente del club Albatros pide a la federación, que no se produzca este cambio tan brusco y que se establezca categorías por edad, y así conseguir mejores resultados. A pesar de todo, el bádminton castellano-manchego posee promesas con un futuro espectacular en el panorama nacional en las categorías sub15 y sub17, como la toledana Claudia Leal Martín campeona de España sub15. El futuro del bádminton de nuestra comunidad pasa por ella, condiciones les sobra pero ahora falta el respaldo sobre todo económico para que esta superdotada badmintonista sea lo que se espera de ella, una futura estrella.

Contratiempos a resolver

Aunque el futuro del deporte en cuanto a deportistas es prometedor, un pequeño obstáculo tiñe de gris este camino casi perfecto. La situación económica que sufre las diputaciones provinciales provoca que la partida destinada al desarrollo del deporte sea ínfima, pero esta realidad es más preponderante en el deporte minoritario. A ese desconocido pero selecto grupo de deporte pertenece el bádminton, que en su imagen más humilde, la de los clubes locales, subsiste en gran parte por la labor de sus socios. Este problema se une a que los jugadores, como es el caso del Club Albatros de Cuenca, realizan sus entrenamientos en instalaciones que se pueden considerar como suficiente, aunque lejos de lo deseado por todos.

Otra de las limitaciones que suceden actualmente que según el club Albatros , es la comunicación distante a la vez que fluida entre ellos y el máximo organismo a nivel regional del bádminton, FEBACAM. Su presidente apuesta por una mejora en el estado de la comunicación entre ambos, que transcurriría por la celebración de más asambleas, no una como en estos momentos. Dicha reunión se desarrolla en período vacacional otro escollo más para que se estudien de manera conveniente todos los asuntos. El futuro de este deporte es halagüeño, así que todos esperamos por el bien del bádminto, que los problemas se solucionen y se cumplan las expectativas puestas en él.

The following two tabs change content below.

Leave a Response